Día Mundial de la Lucha contra el SIDA (VIH)

Desde USO nos sumamos al Día Mundial de la Lucha contra el SIDA (VIH), identificando la enfermedad, su prevención, las medidas preventivas para los trabajadores  y la importante relación con el covid-19

Hoy, 1 de diciembre se celebra el Día Mundial de la Lucha contra el SIDA (VIH), y desde USO como sindicato que lucha por la igualdad y por la salud laboral nos sumamos a esta fecha reivindicativa.

El sindicato USO se ha adherido al Pacto Social por la No Discriminación y la Igualdad de Trato asociada al VIH. La iniciativa, impulsada por el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, tiene como objetivo eliminar el estigma y la discriminación asociada al SIDA, garantizando la igualdad de trato y de oportunidades, la no discriminación, el respeto a los derechos fundamentales y la diversidad de las personas afectadas.

Cada minuto una mujer joven se infecta con el VIH, señala ONUSIDA

Las mujeres y niñas están más expuestas a la infección por VIH debido a las diferentes situaciones que les afectan de forma específica, como son las diferentes violencias que sufren por ser mujer, los matrimonios forzosos de niñas, los procesos migratorios, la explotación sexual o la mayor precariedad laboral, económica y patrimonial.

El 52% de personas que viven con el VIH en el mundo entre 15 y más años son mujeres y niñas, lo que representa 18,8 millones en todo el mundo.

Desde USO consideramos necesarias campañas que pongan el foco en la situación de las mujeres y las niñas, para dar información adaptada a sus necesidades específicas. Mensajes de empoderamiento y de toma de conciencia de los riesgos que se corren siguiendo los modelos de relaciones afectivo-sexuales dañinos, informar de las vías de transmisión, y recordar las prácticas de riesgo, son fundamentales.

SIDA y contagio por covid-19

Desde la Secretaría del Plan Nacional sobre el Sida, proponen, en base a escenarios que suponen un alto riesgo de infección por el VIH y variable para la infección por covid-19, un conjunto de recomendaciones y medidas sanitarias con el objeto de reforzar la prevención de nuevas infecciones de VIH, el diagnóstico precoz y asegurar la continuidad asistencial y la atención a los grupos más vulnerables. Los escenarios se definen en base a los grupos de población más afectados por el VIH, los colectivos más vulnerables y las exposiciones y prácticas de riesgo.

Todas las personas que viven con el SIDA deben tomar todas las medidas preventivas recomendadas para minimizar la exposición y prevenir la infección por el covid-19. Al igual que en la población general, las personas mayores que viven con el VIH o las personas que viven con el VIH con problemas cardíacos o pulmonares pueden tener un mayor riesgo de infectarse con el virus y sufrir síntomas más graves.

Las personas que se encuentren en un estado avanzado de la enfermedad o aún no la tengan controlada, deberán ser cautas y prestar atención a las medidas de prevención, las recomendaciones y contar con una reposición de sus medicamentos para el VIH.

Una de las consecuencias de la pandemia ha sido la interrupción de suministro de medicamentos antirretrovíricos genéricos utilizados para el tratamiento del SIDA. Por ello, es importante contar con suficientes medicamentos para este colectivo.

Recomendaciones para trabajadores que realizan pruebas rápidas del VIH

Se determinan una serie de recomendaciones para los trabajadores que realizan pruebas rápidas del SIDA en entornos comunitarios durante la pandemia que son, entre otras:

  • Medidas de información: todo el personal deberá contar con la información y formación específica y actualizada sobre las medidas de higiene y protección.
  • De higiene: se realizará limpieza diaria de todas las estancias, con especial incidencia en superficies, especialmente aquellas que se tocan con más frecuencia, así como todos los aparatos de uso habitual y en las salas de espera, mesas, sillas, teléfonos, ordenadores y lugares de almacenamiento del kit.
  • Organizativas: limitando el aforo y estableciendo cita previa, salvo que no fuera posible por el tipo de dispositivo en el que se oferten las pruebas.
  • EPI: batas de plástico o celulosa desechable de manga larga que desecharán entre cada persona usuaria; guantes que se desecharán entre cada usuaria; mascarilla quirúrgica adecuada cubriendo boca, nariz y barbilla. En caso de que exista riesgo de generación de aerosoles se recomendará la utilización de mascarillas FFP2 sin válvula de exhalación y, si existe riesgo de salpicaduras, emplear protección ocular o protección facial completa.

Papel de los delegados de prevención para garantizar la seguridad y no discriminación

Centrando la atención en la esfera laboral, desde USO continuamos insistiendo en la importancia del papel de los delegados de prevención a la hora de garantizar la seguridad y la no discriminación de las personas con SIDA.

Las dificultades en la defensa de los derechos de estas personas en el trabajo, aumentan ante la crisis sanitaria y las medidas de prevención a adoptar deben intensificarse hacia este colectivo de riesgo para garantizar su salud y su seguridad en el trabajo.

Es importante recordar que, el hecho de tener VIH no supone que la capacidad de trabajo de la persona se vea disminuida. Se debe cumplir con la confidencialidad de los datos médicos, sin utilizar la vigilancia de la salud con fines discriminatorios. También, en el ámbito del trabajo se debe facilitar la información adecuada sobre las vías de contagio para evitar la discriminación.

Con la información adecuada y haciendo los ajustes razonables en las condiciones de trabajo de las personas afectadas por el VIH, adaptando el trabajo a la persona, se debe mantener el derecho al trabajo en las condiciones de seguridad adecuadas. No debe tolerarse ningún tipo de discriminación sobre la base del estado serológico, el estado de salud, la orientación sexual, el género, la edad, ni el tipo o sector de trabajo.

Debido a las circunstancias actuales, nos vemos en la obligación y en la necesidad de cerrar nuestras puertas, al menos durante estos quince días, con la finalidad de intentar mitigar la situación tan complicada que tenemos ahora mismo en Gran Canaria con respecto al COVID-19.

ES POR ELLO, QUE EL SINDICATO ESTARÁ CERRADO DE CARA AL PÚBLICO EN GENERAL, TRABAJANDO DE FORMA TELEMÁTICA, Y SÓLO SE ATENDERÁ A AQUELLAS PERSONAS QUE TENGAN CITA PREVIA PARA: FIRMAR DEMANDAS, REALIZAR ESCRITOS, O CUANDO SEA ESTRICTAMENTE NECESARIO.

LAS CITAS PODRÁN SER SOLICITADAS POR:

TELÉFONOS: 652 913 403.

CITAS WEB: USOCANARIAS.ES

No se atenderá a ningún-a afiliado-a o sección sindical que no tenga cita previa.

Debemos ser conscientes de que las circunstancias en las que nos encontramos, no permite realizar una actividad normal dentro de las instalaciones del sindicato, por ello, en aras de intentar prevenir y de salvaguardar la seguridad y salud de todos/as, se deben aplicar estas medidas en su máximo rigor.

Gracias por su comprensión y colaboración.