CEAR reclama 5 medidas para garantizar los derechos de las personas migrantes y refugiados

La movilidad humana es un fenómeno presente a lo largo de la historia de la humanidad. Y pese a que veces pareciera que hay interés por obviarlo y sacar rédito del odio, la migración es un fenómeno que no cesa. Porque mientras haya desigualdades, pobreza o conflictos; mientras haya oportunidades, futuro y esperanza; mientras haya vida, habrá migración.Según datos de la OIM, en 2020 había unas 281 millones de personas migrantes internacionales en el mundo, un 3,6% de la población mundial. Desde CEAR, en el marco del 18 de diciembre, Día Internacional de las Personas Migrantes, reclamamos cinco medidas para garantizar los derechos de las personas migrantes y refugiadas:

  1. Derecho a la libre circulación. El art.13 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos establece que todas las personas tienen derecho a salir de cualquier país. Sin embargo, sigue habiendo Estados que ponen trabas a la entrada de personas en sus territorios.
  2. Políticas que favorezcan la plena inclusión. Resulta imprescindible que todas las personas que forman parte de las sociedades multiculturales actuales tengan acceso a los mismos derechos y las mismas oportunidades.
  3. Cumplimiento de compromisos internacionalespor parte de España y de los países europeos para garantizar la plena protección de los derechos humanos de todas las personas migrantes. Así, el Pacto Mundial de Migraciones urge cumplir con cuestiones como el aumento de la disponibilidad y flexibilidad de las vías de migración regular, o abordar y reducir las vulnerabilidades en la migración.
  4. Lucha decidida contra los discursos xenófobos y criminalizadores de la población migrante e impulsar políticas de convivencia, integración y lucha contra la discriminación a todos los niveles para evitar la polarización social.
  5. Ley de igualdad de trato y no discriminación.Una normativa imprescindible para garantizar la plena inclusión y los derechos de la población migrante en España y que el Gobierno se comprometió a promulgarla el pasado mes de julio ante el Consejo de Derecho Humanos de Naciones Unidas.

Desde CEAR no vamos a rendirnos.
Apóyanos para seguir luchando por la defensa de los derechos de las personas migrantes.