Impugnación de un proceso electoral

Incumplimientos. Si se detecta incumplimientos en el proceso electoral, puede reclamar [ET, art. 76; RD 1844/1994, art. 28] . Por ejemplo, puede impugnarse que no hay correlación entre el número de empleados de la empresa y el de representantes elegidos (recuerde que el número de representantes depende del volumen de plantilla [ET, art. 62.1 y 66.1] ).

Cualquier interesado en el proceso electoral puede reclamar. Así pues, puede reclamar un sindicato para excluir del censo electoral al director de Recursos Humanos de la empresa, alegando que es un alto cargo y que no puede participar en el proceso.

1º Se debe reclamar ante la mesa. Si se impugna un acto de la mesa electoral, se debe reclamar ante la propia mesa en el día laborable siguiente al acto, y dicha reclamación debe ser resuelta por la mesa en el posterior día hábil [ET, art. 76.2; RD 1844/1994, art. 30] . Por ejemplo, se puede reclamar la inclusión en la lista de electores de un trabajador que no tiene capacidad para ser representante (para ser elegible, un trabajador debe ser mayor edad y tener, en general, una antigüedad de seis meses [ET, art. 69.2] ).

En centros de hasta 30 trabajadores, el plazo de la mesa para resolver será el que fije la propia mesa, y finaliza como máximo el posterior día hábil, sin que dicho plazo pueda ir más allá del acta de escrutinio [ET, art. 76.2] .

2º El procedimiento arbitral. Si la mesa no contesta (en cuyo caso la reclamación se entiende desestimada [RD 1844/1994, art. 30.3] ) o lo que se impugna no es un acto de la mesa (por ejemplo, si ha habido un vicio grave que ha afectado a las garantías del proceso electoral), se debe iniciar un procedimiento arbitral. Para ello [ET, art. 76.5] :

  • Se debe presentar un escrito con los hechos que se impugnan a la Autoridad Laboral, a los promotores de las elecciones (pueden ser los sindicatos o los trabajadores [ET, art. 67.1] ) y a quienes hayan presentado candidatos (también son sindicatos o trabajadores [ET, art. 69.3] ).
  • El escrito se debe presentar en tres días hábiles desde la fecha de los hechos impugnados. No obstante, si se impugnan actuaciones relativas al día de la votación o posteriores, el plazo es de diez días hábiles (desde la entrada del acta de escrutinio en la Autoridad Laboral).
  • Posteriormente el árbitro citará a las partes y luego dictará un laudo arbitral con el resultado [ET, art. 76.6] .

3º Los tribunales. Si seguimos sin estar de acuerdo con el laudo arbitral o, por ejemplo, se considera que no se han respetado los plazos indicados, podrá impugnar ante los tribunales[LRJS, art. 127] .

FUENTE: social-pro.es